jueves, julio 05, 2007

Día raro nº 66, Futuro

Una imagen de arcenes con vías de tren, vacías, llenas... Es siempre una imagen sugerente. Te atemoriza o te invita, la miras con anhelo o con miedo. Algunos incluso se plantarían en medio esperando la hora... Otros la cruzan sin mirar a los lados.

Yo hoy la miro. Y miro al centro de la imagen, a ese punto en el que parece converger todo en un horizonte invisible y misterioso.

Y mi único deséo es traspasarlo. Cambiar los colores de esa niña gris de hace unos post por los de una acuarela y un lienzo, como en esa bella canción de Toquinho. Colorear a la niña, ponerle cara de mujer, curvas de mujer bajo ese abrigo dende se esconde.

Cambiar esa esatación gris por un tren de alta velocidad que me conduzca a un nuevo horizonte. Y como le decía a un amigo, no importa que en ese mapa del nuevo cielo haya algón borrón molesto de esos que trae la vida, los habrá. Pero como reza esa canción entrañable: "El futuro es una acuarela y la vida un lienzo que colorear".

Y para eso, Dios me dio buenas manos. Temblorosas aún (me robó un poco de vista, vale, también)... Pero ¿Y qué?
¿Acaso no sigo aquí?

¿Acaso no estoy llena de vida?

Queridos todos, me pillo el tren.


Decidme adiós con la manita, que ya volveré de mi enrevesada metáfora.

Besos miles.



En los mapas del cielo el sol siempre es amarillo
y la lluvia o las nubes no pueden velar tanto brillo.
Ni los árboles nunca podrán ocultar el camino
de su luz hacia el bosque profundo de nuestro destino.
Esa hierba tan verde se ve como un manto lejano
que no puede escapar
que se puede alcanzar solo con volar.

Siete mares he surcado
siete mares color azul
yo soy nave voy navegando
y mi vela eres tú
bajo el agua veo peces de colores
van donde quieren no los mandas tú.
Por el cielo va cruzando,
por el cielo color azul,
un avión que vuela alto
diez mil metros de altitud.
Desde tierra lo saludan con la mano,
se va alejando
no se donde va,
no se donde va.

Sobre un tramo de villa cruzando un paisaje de ensueño
en un tren que me lleva de nuevo a ser muy pequeño,
de una América a otra tan solo es cuestión de un segundo
basta un desearlo y podrá recorrer todo el mundo.
Un muchacho que trepa, que trepa lo alto de un muro,
si se siente seguro verá su futuro con claridad.


Y el futuro es una nave que por el tiempo volará
a saturno, después de marte,
nadie sabe donde llegará.

Si le ves venir
si te trae amores, no te los roben sin apurar.
Aprovecha los mejores que después no volverán.
La esperanza jamás se pierde.
Los malos tiempos pasaran.
Piensa que el futuro es una acuarela
y tu vida un lienzo que colorear
que colorear.
En los mapas del cielo el sol siempre es amarillo
(tú lo pintarás)
y la lluvia o las nubes no pueden velar tanto brillo.
(tú lo pintarás)
Basta un desearlo y podrá recorrer todo el mundo.
(tú lo pintarás)


(Gracias por la preciosa foto a quien corresponda o corresponde. Recreación: Ariam Ram).

7 comentarios:

Lechuguinoman dijo...

... Y el futuro es una astronave
que intentamos pilotar
No tiene tiempo ni piedad
ni tiene hora de llegar.
Sin pedir permiso cambia nuestra vida
y después invita a reir o llorar
En esa carretera no nos cabe
conocer o ver lo que vendrá.
El fín de ella nadie sabe
con seguridad a donde va a dar
Vamos todos en una bonita paleta
de una acuarela que un día, en fín,
descolorirá...

Vinicius de Moraes.

Preciosa imágen, preciosa historia, preciosa canción.

Ariam Ram dijo...

(comiendo unas cosillas que se llaman cienpiés)

Me gusta lo que has dicho salvo el final... (bonito palabro, por cierto "descolorirá")... El futuro es puñetero y hermoso. A veces duele hasta lo más profundo, otras te abre la puerta de las maravillas, pero en cualquier caso nuestros ojos (los de dentro), juegan un papel muy importante, de ahí la acuarela, para ese papel, para decirle al futuro unas cuantas cosas...

(jo, como menrollo)

Ahora veo con los ojos de dentro y aunque el futuro sea un borroncillo raro e inesperado lo pinto de rojo, de naranja, de amarillo, y me digo: será hermoso. Lo será.

No hay otra más que la esperanza.

No hay otra lechuguinoman.

(ppprrrffffff)----> Pero lo dicho en serio, serio es.

Amor dijo...

lo bonito de la preciosa foto es que en el punto en que convergen las vías, en el horizonte, esta la luz, y es alli hacia donde vas (¿hacia donde vienes?)
la letra de la canción me recuerda a juan salvador gaviota, llegar a los sitios con solo desearlo, quizá lo único más valioso que el amor sea la libertad, pero como el amor es lo mas maravilloso, a la fuerza el amor y la libertad son lo mismo, contra lo aparente
amor

Ariam Ram dijo...

No sé a dónde voy pero veo luz. A veces parece apagarse un poco, otras brilla con fuerza...

Los deseos son peligrosos (creo que esto ya lo he dicho), a veces se cumplen.

Pero con deseo, con desear fuertemente, se puede llegar a los lugares más insospechados o imposibles.

Todo es Amor en esta vida, cada acto, cada paso, cada palabra...

Amar y apasionarse son lo más hermoso, aunque sólo estés paseando por la calle.

Un beso.

Lechuguino's Life Style dijo...

Sí, dejé el "descolorirá" porque es un palabro más bello que descoloreará o desteñirá. El portugués tiene palabras muy musicales y bellas.
Concuerdo con Amor en la similitud con Juan Salvador Gaviota, es una lección de cómo la vida se puede vivir en plenitud con sencillez, de cómo disfrutar del momento intentando aportar.
Y cuando los colores de la vida se apaguen mirar el gesto de quienes nos acompañaron para saber si lo hicimos bien o mal.

Precioso post, intenso y pleno.

Enhorabuena y a su servicio.

Nieves Soriano Nieto dijo...

Justo en el centro de la imagen, donde se desenfoca el horizonte, es donde merece la pena mirar, es lo que nos aguarda el futuro incierto al cual nos debemos entregar con nuestro pacto autobiográfico personal, como tú haces en el post, Mar, brava!

Ariam Ram dijo...

Gracias Lechuguino. Me encanta tu Life Style, salvo porque al final eres como un tobogán que siempre tiende a apagarse.

Mejor los colores y el brillo del futuro. Siempre.

Como dijo otro poeta (mi cuñita que nunca falte) "Tan jóvenes y tan viejos ¡muera la muerte!"

En cualquier caso preciosas palabras, y gracias de nuevo.

Nieves, tú si que eres brava, un espejo casi en el que mirarme, ánimo siempre, fuerza, plenitud.

Ojalá yo tuviera ese coraje.

Ese es el punto exacto e incierto. Da lo mismo llegar pleno o a rastras, sólo hay que llegar. Ese es el único objetivo, al que me lanzo con más fuerza cada minuto si cabe.

Sobre todo cuando os leo.

Besos a todos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...